Seleccionar página

La revista que tienes en tus manos, amigo lector, consta de seis apartados: tres apartados dedicados a la Biblia como PALABRA DE DIOS

  • Vivir la palabra: la vida precede a la Palabra, la Palabra ilumina la vida.
  • Estudiar la palabra: el texto, los términos, sus sentidos, su dimensión eclesial
  • Orar la palabra: escuchar para creer, para alabar, para anunciar.

Dos apartados didácticos o instrumentales

Los libros de la Biblia: una presentación breve pero enjundiosa.

Recursos: propuestas, actividades, sugerencias, esquemas.

El séptimo y último apartado pretende un acercamiento a la Biblia desde las anécdotas, las curiosidades e incluso desde el juego. Su título es «PONTE A PRUEBA».

¿En quién estamos pensando al escribir estas páginas? En un público amplio que tenga «sed» de conocer la Biblia como Palabra de Dios. Pensamos en padres de familia y en catequistas. Pensamos en profesores y en personas que pertenecen a un grupo en la parroquia. Pensamos también en personas que no están en ninguno de estos apartados anteriores, pero tienen un interés real por la Biblia: les interesa, quieren leer, quieren saber.

Por eso mismo, por ser los destinatarios un grupo amplio, hemos buscado explícitamente un lenguaje sencillo, evitando palabras complicadas o tecnicismos. Pero esto no quiere decir que el contenido no sea riguroso, serio, profundo. Quiere decir, sencillamente, que queremos llegar a la mayor cantidad de personas posible.

Como podrás leer en el primer artículo de esta revista, nace en un proyecto más amplio y más ambicioso de la Sociedad de San Pablo: el «El Centro Bíblico San Pablo». Nosotros estamos a su servicio, muy atentos a cuanto podáis necesitar para conocer la Biblia y hacerla accesible a mucha gente que bien la desconoce, bien la conoce pero no ha entrado en su corazón profundo y cordial. Con mis mejores deseos.